Los integrantes de la Mesa de Enlace que mantuvieron un encuentro con el presidente Mauricio Macri quien les prometió no modificar el cuadro de retenciones, entraron en crisis luego que Coninagro afirmara que está de acuerdo en mantenerlas para destinarlas a paliar la situación social.

Los referentes de la Sociedad Rural y Confederaciones Rurales Argentinas se mantuvieron firmes en sus posturas de que, lejos de aumentarlas, las retenciones deben ser totalmente eliminadas, en consonancia con la intención de Macri de quitarlas a partir de 2020.

Pero Carlos Iannizzotto de Coninagro se diferenció inmediatamente de sus colegas al señalar que «si las retenciones sirven para darle solución a los graves problemas sociales que sufre hoy la Argentina deben ser mantenidas».

Iannizzotto dijo durante una entrevista por AM 530, que no está de acuerdo en que las retenciones sean un buen instrumento de política tributaria, sino que debería aplicarse una política de expansión de las exportaciones para que entren mayor cantidad de divisas. 

Pero de inmediato aclaró que «si las retenciones son garantía para revertir los problemas que nos aquejan, que se apliquen. A todo hay que darle una cara humana y no sólo una cuestión de números”.

“Siempre la parte humana tiene que tener prioridad, porque es la política la que debe conducir, y no la economía. Lo fundamental son las personas” agregó el titular de Coninagro.

Días atrás Carlos Achetoni, presidente de la Federación Agraria, había dicho que lo más importante de las retenciones era segmentarlas, para que los pequeños y medianos productores pudieran trabajar en igualdad de condiciones.

Y en un sentido similar opinió el economista Horacio Rovelli, de EPA, quien dijo que las retenciones deberían bajarse sólo para algunas economías regionales. “Cumplen un rol fundamental en evitar que se encarezcan los alimentos de los argentinos y funcionan como un tipo de cambio diferencial”, agregó.

print

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here