El primer precandidato a diputado por el Frente de Tod☀s en Córdoba y presidente de la Asamblea de Pequeños y Medianos Empresarios (APYME), Eduardo Fernández consideró que esta elección es una oportunidad para cambiar el rumbo del país y de la provincia e iniciar un modelo que vuelva a privilegiar el trabajo de los argentinos y la producción nacional.

En diálogo con El Destape Radio, Fernández refirió que seguramente en estas elecciones el Frente de Tod☀s duplicará el resultado que tuvo el kirchnerismo en 2017 en Córdoba, “lo que sería un muy buen resultado que romperá con la abrumadora mayoría que tuvo Macri en 2015”.

“Según las encuestas que estamos manejando estamos obteniendo entre 25 y 28 puntos” y agregó que “con el corte de boleta tenemos la posibilidad que muchos votantes pongan la boleta completa y también pongan la boleta corta y así anulen el voto” con lo que aseguró que uno de los desafíos es “hacer una campaña de educación en ese sentido”.

Consultado sobre el panorama electoral en comparación con 2015, el candidato cordobés sostuvo que es distinto, “todavía hay preeminencia y depende mucho del rol de los dirigentes y de la campaña que hagamos en le Frente de Todos, que es un responsabilidad muy grande, de que no aceptemos dicotomías que no sean las válidas para los militantes cordobeses”. “Para los integrantes de las listas lo principal es derrotar a Macri en las urnas porque en Córdoba como en el resto del país porque el resultado de la aplicación del modelo es catastrófico. De acuerdo al dirigente PyME en lo que hace al empleo, “en gran Córdoba por ejemplo, tenemos el mayor índice de problemática laboral ya que sumadas la desocupación, la subocupación y los que aún tienen empleo pero buscan otro, tenemos un índice del 48,8%. Industrias señeras que son parte de la estructura de la provincia, como la automotriz, están en riesgo de desaparecer en el marco de convenios de libre comercio que aumentan esa posibilidad en caso de avanzar en ese sentido. También sectores de la industria alimenticia corren serios riesgos de desaparecer”, dijo

Sobre los riesgos de la fiscalización, considerando las denuncias que existen desde el peronismo y desde otras fuerzas en virtud del simulacro fallido con la empresa Smartmatic, Fernández consideró que en Córdoba se necesitan como mínimo 10 mil fiscales. “Estamos en esa tarea”, dijo.

“Nos estamos organizando y tenemos muchos ofrecimientos de parte de los intendentes tanto del peronismo como de otras fuerzas para colaborar en ese sentido porque apoyan la fórmula de Alberto y Cristina y en algunos casos también nuestra lista de diputados”. “Vamos a seguir el tema atentamente”, afirmó y recordó que en 2015 una de las causas del vuelco de los votos fue una falla en la fiscalización. “Es una de las principales preocupaciones y lo tenemos en cuenta en nuestras reuniones y en nuestra organización. Tenemos que organizar estas 15 fuerzas políticas más una enorme cantidad de sindicatos, que son casi todas las fuerzas sindicales de la provincia, que se han pronunciado también a favor de la fórmula de Alberto y Cristina y una cantidad de organizaciones territoriales que también nos vienen acompañando” “El desafío es organizar todo eso y tener una fiscalización acorde y un control que vamos a hacer a través de una aplicación desarrollada por compañeros de la Universidad Nacional de Córdoba”

Sobre la reunión que mantuvieron ayer el candidato presidencial Alberto Fernández y el gobernador cordobés, Juan Schiaretti, Eduardo Fernández contó que se trató de una reunión anunciada en un territorio difícil donde uno de los dos partidos justicialistas no adhiere al Frente de Tod☀s, y con un gobernador recientemente reelecto con una amplia mayoría. 

“Alberto Fernández en un discurso reciente sostuvo, y es lo que nosotros venimos explicando, que en este cambio que queremos encarar que tiene que ver con ordenar el caos que está dejando este gobierno, necesitamos el apoyo y la comprensión de todos los gobernadores y sobre todo en Córdoba”, sostuvo y remarcó, “vamos a incluir a los cordobeses pero respetando la decisión que ha tomado el PJ provincial (la abstención), aunque no compartiéndola» 

Alberto Fernández le manifestó a Schiaretti que la voluntad del Frente de Tods es incluir a todos, incluida Córdoba, en un cambio de signo y de modelo que proponemos para todo el país”.

Fernández agregó además que “nosotros no esperábamos un cambio en el sentido de la posición electoral del gobernador Schiaretti, aunque sí tiene una situación dentro del peronismo local donde una gran cantidad de sus intendentes y dirigentes territoriales se han pronunciado por la fórmula que integran Alberto y Cristina. Aunque hay que recordar que la posición del PJ es la abstención”, lo que consideró una posición bastante insostenible. “A los peronistas cordobeses como la población en general no le da igual la continuidad y profundización de este modelo con Macri y Pichetto que la posibilidad que accedan los sectores nacionales y populares al gobierno nacional”.

Finalmente, el dirigente PyME consideró que en ese sentido “Schiaretti seguramente ha recibido el reclamo de muchos de sus principales dirigentes y la entrevista con Alberto ha significado también esta necesitad de que no se presione (a los intendentes) para torcer una voluntad popular porque la abstención en la boleta presidencial es muy difícil de sostener en la provincia y también en las bases peronistas”.

print

1 Comentario

  1. Macri ya perdió en Córdoba. Schiaretti ganó a consecuencia de que los cordobeses votaron contra Macri por sentirse estafados, y la salida obligatoria era Schiaretti.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here