El legítimo presidente de Bolivia Evo Morales Ayma, depuesto el fin de semana por un golpe de estado cívico militar devenido en feroz dictadura, admitió en la noche de este viernes desde México que esta pensando en regresar a Bolivia.

Durante una entrevista concedida a Gustavo Silvestre en C5N, Evo señaló que frente a todo lo que esta viviendo su país «frente a la masacre que están sufriendo mis hermanos bolivianos estoy pensando alguna alternativa para regresar a a Bolivia y ponerme junto a ellos para combatir a la dictadura».

Durante la entrevista se pudo observar a un Evo Morales muy enfático, sólido y sobre todo,enojado como no se lo vio nunca antes, demostrando el fastidio y el dolor que le provoca la persecución que la dictadura militar que encabeza la presidenta títere Jeanine Añez lleva adelante contra la población campesina e indígena.

Desde México donde recibió asilo político por parte del presidente López Obrador, Evo Morales también envió un sentido agradecimiento al presidente electo argentino Alberto Fernández y a Cristina Fernández por las gestiones que realizaron para lograr abandonar Bolivia ante el claro peligro que corría su vida.

«Mi único delitoes ser indio, un indio que le dio a su pueblo la dignidad que nunca antes había tenido» afirmó Evo y destacó los indices económicos y sociales obtenidos durante sus 14 años de gobierno.

«No tengo ninguna duda de que detrás de todo estan los Estados Unidos y la OEA que cumplieron un papel fundamental desde antes del 20 de octubre (fecha en la que se realizaron las elecciones) para instalar la idea de que se había cometido un fraude cuando en realidad todos los documentos y las pruebas oficiales demuestran claramente que ganamos en primera vuelta» afirmó Evo Morales.

En cuanto a su renuncia, Evo reiteró que lo hizo en aras de la pacificación de su país. «Crei realmente que eso iba a contribuir a descomprimir la situación pero ahora veo que todo fue una trampa para sacarme del poder» agregó.

«Veo cómo la dictadura que encabeza esta señora Añez con la complicidad de Carlos Meza y Camachoestán masacrando a mi pueblo. Por eso estoy viendo y estudiando la posibilidad de volver a Bolivia para pelear junto a mis hermanos» agregó.

Rechazó de plano la posibilidad de admitir una proscripción tanto del MAS, el partido que encabeza, como de su candidatura. «¿Qué delito cometimos para que se nos quiera excluir de una elección? Nos tienen miedo, tienen miedo de que volvamos a ganar» expresó.

print

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here