Víctor Manzanares, el ex contador del matrimonio Kirchner, ingresó en las últimas horas al Programa de Protección de Testigos e Imputados colaboradores, luego de confesar en la causa de las fotocopias de los cuadernos por el presunto pago de sobornos en la obra pública durante el gobierno anterior.

El contador fue aceptado por el programa a cargo del Ministerio de Justicia luego de expresar temor por su seguridad, más aún porque comparte el penal de Ezeiza con muchos ex funcionarios kirchneristas y empresarios procesados por sobornos.

Manzanares selló la semana pasada un acuerdo con el fiscal federal Carlos Stornelli para ser considerado arrepentido en la causa de los fotocopias y para que sea efectivo restaba ser homologado por el juez federal Claudio Bonadio.

El contador fue procesado con prisión preventiva en esta causa, pero ya estaba detenido en Ezeiza desde antes por el caso «Los Sauces».

Su defensa hizo un planteo a la Justicia para que su lugar de encierro no sea Ezeiza, donde están apresados otros ex funcionarios y empresarios involucrados en la causa de los cuadernos.

El Ministerio de Justicia informó que se dispondrán «las medidas de seguridad pertinentes para brindarle protección, de acuerdo a las particularidades del caso».

print

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here