El presidente quiso pasarse de listo con el jefe de noticias de la cadena Bloomberg TV, John Micklethwait y terminó arrinconado por sus propias declaraciones.

Sucede que durante su estadía en NY, Macri aprovechó para hablar a los medios de los Estados Unidos y defender su política económica. Sin embargo el diablo metió la cola y el jefe de Estado argentino terminó pedaleando en el aire.

«El 42% de los argentinos respalda nuestras políticas», afirmó el presidente al periodista de la cadena norteamericana.

Rápido para los números, el entrevistador lo arrinconó y le respondió… «se podría decir que el 60% las rechaza».

Sin remate.

print

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí