El terremoto 8,4 grados en la escala de Richter, que afectó este miércoles a gran parte del territorio chileno, deja hasta ahora cinco muertos y más de 50 heridos, además de graves daños materiales, informaron fuentes oficiales. Minutos antes, la presidenta Michelle Bachelet había confirmado tres víctimas fatales.

El Gobierno chileno confirmó que al menos cinco personas murieron después del terremoto de magnitud 8,4 que afectó este miércoles gran parte del territorio del país trasandino. La información fue proporcionada por el subsecretario del Interior, Mahmud Aleuy, desde las dependencias centrales de la Oficina Nacional de Emergencia (ONEMI).

Según Aleuy, las personas fallecidas fueron identificadas como Lissette Araya Silva, de 35 años, que murió a raíz del derrumbe de un techo; Victoria Gloria Jofré, de 20 años, a raíz de un deslizamiento de rocas y Luis Damaris, de 67 años, que murió en Hospital Van Buren de Valparaíso, por un paro cardiaco. A ellos se suman Renato Salazar Díaz, de 91 años y Humberto Fernández, de 81 años, ambos afectados también por un paro cardiaco.

El Centro Nacional de Sismología de la Universidad de Chile indicó que la magnitud del sismo alcanzó los 8,4, el que se sintió a las 19.54 hora local (22.54 GMT), cuyo epicentro se localizó a 46 kilómetros al oeste de la localidad de Canela y a 15,7 kilómetros de profundidad.

Tras la alerta de tsunami dado por la Armada chilena en la costa de todo el país, miles de personas estaban caminando hacia zonas seguras, alejadas del borde costero. En varias ciudades costeras el agua del mar ha ingresado unos 30 metros, aunque aparentemente los daños han sido menores.

Por el momento, las autoridades han indicado a los medios que se registraron daños en distintas casas de adobe así como en el aeropuerto internacional de Santiago, donde cayeron los techos falsos de algunas zonas del edificio.

Las radios han informado de daños en distintas infraestructuras como puentes y carreteras y que en la localidad de Salamanca, en el norte del país, varias casas de adobe se derrumbaron por la fuerza del sismo.

El Servicio Nacional de Alarma de Maremotos (SNAM) levantó el estado de alarma de tsunami en la región de Magallanes y la Antártida, pero la matuvo para el resto del borde costero y la zona insular.

Por el momento, las autoridades han indicado a los medios que se registraron daños en distintas casas de adobe así como en el aeropuerto internacional de Santiago, donde cayeron los techos falsos de algunas zonas del edificio.
También han informado de daños en distintas infraestructuras como puentes y carreteras y que en la localidad de Salamanca, en el norte del país, varias casas de adobe se derrumbaron por la fuerza del sismo
print

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí