La portavoz Gabriela Cerruti se plegó a los dichos de la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner en los que cuestionó a las empresas alimentarias por percibir una «rentabilidad excesiva» ante la escalada inflacionaria. El tuit llegó una hora después de que el INDEC publicara los datos que revelaron que casi cuatro cada diez argentinos son pobres y que un 8.8% de la sociedad está por debajo de la indigencia.

Cerruti aseguró también que tanto el presidente Alberto Fernández y el ministro de Economía, Sergio Massa, concuerdan con el diagnóstico expuesto por la vicepresidenta, y trabajan, de forma conjunta, en medidas para hacer frente a la inflación.

A través de sus redes sociales, la exmandataria propuso aplicar una política de intervención «más precisa y efectiva» en el sector y «diseñar un instrumento que refuerce la seguridad alimentaria en materia de indigencia».

«La Vicepresidenta, el Presidente y el ministro de Economía hablan permanentemente de estos temas. La vicepresidenta y el ministro de economía habían conversado ayer, según me dice el ministro de economía, antes y después de este tuit», contó Cerruti, y aclaró: «Por supuesto, todos en el Gobierno acordamos en este diagnóstico y con la necesidad, tal y como lo expresó Rubinstein en el Congreso, de que estamos en un momento en el que hay una excesiva rentabilidad empresaria y que estoy debe corregirse para que la carga de la distribución no termine cayendo sobre las familias y los más vulnerables».

En el marco de la habitual conferencia de prensa de los jueves ante periodistas acreditados la portavoz admitió la necesidad de continúar trabajando en la redistribución del ingreso y de fortalecer del poder adquisitivo de los salarios. También, planteó la tarea de corregir «la rentabilidad excesiva» de las empresas alimenticiasque «no forma parte de una comunidad en la cual todos quieren vivir».

«La cuestión imperiosa de una redistribución del ingreso, de un fortalecimiento del poder adquisitivo de los salarios, y de alguna forma, de ponernos de acuerdo de que la rentabilidad excesiva de algunas empresas no forma parte de una comunidad en la cual todos queremos vivir es parte del diálogo cotidiano dentro del gobierno y de las medidas que el ministerio de Economía va a llevar adelante», expresó Cerruti.

Al inicio de la conferencia, la portavoz manifestó: “El desempleo ha descendido por debajo del 7%, es un número casi histórico. Hay algunas provincias donde casi llegamos al pleno empleo. Sin embargo, si no hay un incremento de los ingresos y reducción de la inflación, no terminan esos números impactando en el poder adquisitivo de las familias”.

A su parte, respaldó el primer mes de Sergio Massa frente al Palacio de Hacienda, y aunque aclaró que el “plan de estabilización está funcionando”, remarcó: “Hasta que no haya nadie que no sufra pobreza e indigencia no estará cumplido el objetivo”.

print

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí