La calificadora de riesgos Fitch Ratings dijo este miércoles que la claridad política sobre los desafíos urgentes que enfrenta Argentina son claves para el nuevo gobierno.

Según la firma, el nuevo presidente electo enfrenta desafíos políticos urgentes que incluyen convertir vagas promesas de campaña en un plan económico detallado, renegociar un acuerdo con el Fondo Monetario Internacional y reestructurar deudas con tenedores de bonos.

Fitch cree que una política económica creíble debe incluir algunas medidas políticamente difíciles y socialmente impopulares.

Así, el run run que llega desde Nueva York busca presionar al nuevo presidente para que continue el ajuste que inició Mauricio Macri. A mal puerto van con sus recetas.

print

Dejar una respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí