Irán lanzó anoche un ataque con al menos una docena de misiles balísticos sobre dos bases que albergan militares de Estados Unidos en Irak.

Los complejos militares atacados fueron los de Al-Asad, ubicada al oeste de Bagdad, y la de Irbil, cerca de la frontera con Irán, fueron impactadas por al menos 12 cohetes, según reportó el Pentágono.

Minutos después del ataque no se había confirmado si produjo muertos o heridos.

Trump aseguró horas después de la acción militar iraní que “todo está bien”, y anticipó que esta mañana hará una declaración al respecto.

“Tenemos el ejército más poderoso y bien equipado en cualquier parte del mundo, por lejos”, escribió el gobernante en su cuenta de Twitter.

El ataque se produjo días después de que Estados Unidos matara al general Qasem Soleimani en una ofensiva con aviones no tripulados en Bagdad por orden del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump.

print

1 Comentario

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here