La fábrica Cidal, que se dedica a la producción de globos y preservativos de látex, anunció el cierre de su planta en la provincia de San Luis y despidió a 65 trabajadores. La firma dueña de productos como Bombucha y Camaleón,  adeuda salarios, aguinaldos, aportes jubilatorios y quincenas a sus operarios, que tomaron la planta para salvar las fuentes laborales.

Según señaló Diego Acordeón, vocero de los trabajadores, a la agencia Télam, los accionistas le comunicaron la decisión de bajar las persianas a los 65 trabajadores, en el marco de una audiencia por deudas salariales.

Además, sostuvo que la fábrica no tiene materia prima y “desde hace tiempo” acarrea problemas para pagar salarios. “En el caso del látex, que es importado, la empresa no pudo hacer la compra”, explicó Acordeón.

De momento la planta se encuentra tomada, luego de la decisión delas autoridades de suspender a todo el plantel por diez días sin goce de sueldo y no volver a abrir las puertas.

Cidal es una empresa de origen santafecino, provincia donde aún tiene su casa matriz, fundada en 1953. En aquellos años Cidal exportaba sus productos, como los globos de agua Bombucha, o los de cotillón Ronda, y preservativos Exotic y Camaleón.

print

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here