La famosa meta de inflación de Sturzenegger y Macri del 17 por ciento para todo el 2017 se derrumbó, tal como se preveía desde mediados de este año cuando las mediciones comenzaron mostrar una aceleración en los índices.

Ni al presidente del Banco Central ni al emperador mayor le importaron las alarmas y ahora quedó confirmado que la inflación para todo el año superará con creces el techo del 20 por ciento.

El INDEC informó que para octubre el índice de precios al consumidor fue del 1,5 por ciento y el acumulado para lo que va del año es del 19,4 por ciento con lo que 2017 cerrará con una inflación cercana al 23 por ciento como mínimo.

Todos los rubros que componen la medición registraron alzas en octubre, liderados por Comunicación (5,3 por ciento), Bebidas alcohólicas y tabaco (3 por ciento), Vestimenta (2,1 por ciento) y Alimentos (1,5 por ciento).

Luego aparecen Restaurantes (1,4 por ciento), Transporte (1,3 por ciento), Recreación (1,3 por ciento), Salud (1,1 por ciento), Servicios en viviendas (0,9 por ciento) y Equipamiento y mantenimiento del hogar (0,7 por ciento).

Las estimaciones para noviembre ubican la inflación en un porcentaje similar a octubre y se espera un salto mayor en diciembre, motorizado por las alzas en las tarifas de servicios públicos.

Y en enero de 2018 habrá coletazos -como ocurre siempre- del último mes de 2017, pródigo en consumos por las fiestas de navidad y fin de año y que disparan los precios por encima de la media.

Con este panorama y a pesar de las elevadas tasas de interés, la pretendida meta de 12 por ciento de inflación para el año que viene parece más una quimera de un soñador que una estimación realista. El país de Macri en su brillante expresión.

VíaPORTAL DE NOTICIAS
FuenteRedacción PDN
Compartir

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here